PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Reconocer los errores para evitarlos en el futuro

No obstante, finalmente la misma consejera ha dado explicaciones públicas, porque lo importante es reconocer los errores (que todo el mundo los tiene, y aunque no se lo crean hasta los medios de comunicación también nos equivocamos), para analizarlos, ver por qué se han producido, y ponerse manos a la obra para evitar que situaciones como ésta se vuelvan a repetir en un futuro. Con todo ello ha quedado de manifiesto que ha habido un claro error a la hora de no poner a la venta las entradas por internet, lo que hubiera ahorrado en gran parte el caos que se produjo y la indignación de muchas personas que hicieron cola para nada. Es más incomprensible aún cuando el propio Cabildo ya está usando plataformas digitales para las inscripciones que llevan aportación económica en otros eventos como la Wine Run y prácticamente todas las  pruebas deportivas que se celebran organizadas por la primera institución. Es más, en estos casos, sólo permite la inscripción a través de esta vía. La propia consejera ha señalado que ya se viene trabajando desde hace tiempo en toda la modernización telemática del Área. Nos alegramos. Traer a Lanzarote el espectáculo de Les Luthiers ha sido todo un acierto de la Consejería que dirige Emma Cabrera. Y esperemos al menos que toda la controversia que se ha originado en torno a las entradas haya servido para tomar conciencia de que hay que prever este tipo de acontecimientos en un futuro.